miércoles, septiembre 25, 2013

Yoga y bebes, el cuerpo (1)



Mi hija Alba nació hace diez meses. No hay palabras para expresar todo lo que siento, y toda esa emoción y amor las dejo ahí, en el universo y en mi vida diaria con ella.

 Y la idea de escribir hoy sobre yoga y bebes, es ir contando un poco aspectos que he ido observando  en el crecimiento de Alba en relación con el yoga.

El cuerpo
El proceso de crecer es un camino alucinante, y en estos meses su viaje ha sido un viaje hacia la verticalidad, por ello desde un inicio procuramos dar tacto a la planta de sus pies, sobre todo al cogerla, la cogía entre mis brazos y mis manos masajeaban la planta de sus pies. Según iba creciendo la apoyaba brevemente en el suelo sujetándola bajo las axilas con la idea que simplemente tomara contacto con la gravedad, sin dejarla apoyar en su peso pues su "cuerpito" todavía no estaba preparado para eso.

Los primeros meses no hay consciencia por parte del bebe del movimiento que realiza, digamos que hay impulsos, las piernas y la pelvis se mueven, los brazitos también pero no hay una pauta demasiado consciente. Desde que nació la hemos ido movilizando los miembros, pero siempre dejando que ella mandara en ese impulso, eso sí cuando se detenía, le daba la pequeña pauta corporal. Todos los movimientos los realizábamos con extremo cuidado y amor pues  su "cuerpecito" seguía formándose, así como sus órganos internos.

Para mí el tacto habla, transmite, apacigua, descubre, muestra, ilumina por lo que he procurado que sintiera el tacto de mis manos y de mi amor. La he cogido siempre  con el pecho descubierto cuando estaba en casa, de modo que su piel se acogiera en mi pecho y que mis latidos y mi propia piel y mi respiración hablaran lo que siento.

Sus manos al principio agarrotadas, las hemos movilizado, abriéndole y cerrándole de un modo suave los dedos. Según pasaban los meses tratamos de potenciar que fuera descubriendo la formas de todo tipo de pequeños objetos: cajitas de cartón diferentes tamaños, botellitas, juguetitos de diferentes texturas. Con la idea  que sintiera y reconociera diferentes materiales y formas. Para mi resulta esencial el tema de las manos junto con los pies, y las manos es como si favorecieran el desarrollo cognitivo además de muscular e irrigar la espalda, sus pulmones, su corazón. Una vez los dedos los tenía más liberados, le hemos potenciado la pinza, que ella va usando de un modo natural, de modo que usara el pulgar y el índice para mover pequeños objetos. Ayer por primera vez desmenuzó un trozo de pan, lo coloco en una cajita y pellizcando minúsculas migas con su pinzita me las daba en la boca como si yo fuera un pajarito.

Su espalda, su columna vertebral resulta muy importante en la búsqueda de esa verticalidad y en el crecimiento de su estructura corporal por lo que hemos tratado de ponerla según crecía en pequeñisimas cobras o ayudarla a girar de un lado y a otro, todo con la idea fuera aprendiendo para que lo hiciera ella sola. Y sentándola en pinza (flexión hacia adelante) un segundo, y colocándola en gato otro segundo. Ya al gatear hemos vaciado el salón de casa de todo lo inútil y en ese espacio límpido le hemos ido poniendo juguetes en un lado del salón de modo que ella recorriera el espacio de modo que su espalda, sus manos, sus rodillas se movilizaran.

"alba" de Antonio Flores






sábado, septiembre 21, 2013

¿Qué es la meditación?






Confucio dijo: "Yo soy más o menos como los demás hombres en cuanto al conocimiento de los textos, pero aún no poseo la capacidad que tiene el hombre superior de poner en práctica lo que cree." Libro VII- XXXII de Los Cuatro Libros

Me piden unas notas sobre ¿Qué es la meditación? ufffffffffff...
La meditación es tantas historias y a la vez no es nada de lo que tu mente cree que realmente  es que he dudado mucho en escribir algunas notas sobre la meditación o una introducción sobre ella. No creo mucho en las explicaciones con respecto a la meditación. Por un lado creo que es inútil, soy como muy zen en este tema,  así que empezaría con:

“¿Quieres saber  qué es meditar?
Pues siéntate y medita
(Y cierra el pico)
A lo lejos se oye a la alondra cantar”

Voy a decir frases que se me ocurren con la meditación:

La meditación es tu espíritu
La meditación es una flor
La meditación es el silencio
La meditación es un centro
La meditación es la paz
La meditación es la claridad
La meditación es el descanso
La meditación es la libertad
La meditación es atención
La meditación es amor
La meditación es despertar al que observa
La meditación no es nada de lo que digo

Desde que el hombre es hombre se medita. En todas las culturas de la antigüedad se practicaba meditación. Pues al conectar con tu interior conectas con la existencia, con tu alma y con el alma de la tierra. El conectar con tu interior simplemente “te das cuenta” y con eso es suficiente, no te hace falta más.

En el mundo materialista en el cual vivimos resulta difícil de encajar la meditación. ¿Cómo me voy a sentar a pensar en las musarañas con todo lo que tengo que hacer, que  producir, que luchar? "Además no me divierte, eso de sentarse es aburrido".

Bien pues según meditas te vas haciendo más consciente que todo no es tan complicado. Es un modo de restablecer la unidad que hay en ti.

Es una puerta al maravilloso y bellísimo silencio que se encuentra en nuestro interior, un silencio que abruma. Es un modo de aprender a vivir en calma y de disfrutar de cada momento de la existencia. Es una forma maravillosa de vivir presente en tu presente y de ser consciente cada momento de tu presente. Eso es extraordinario pues vives tu vida dándote cuenta.

Es dar luz la oscuridad que hay en ti, por eso cuando uno medita, gana claridad. Se enciende un foco, y ese foco te muestra tu vida, tus actos y lo que eres. Y es más fácil vivir con luz, que a oscuras. Ligero que denso.

Te das cuenta que tienes capacidad para elegir dentro de ti, es decir ganas distancia con tu mente, por tanto, dejas de ser esclavo. Si la mente genera pensamientos ligados a las emociones, pues ganas libertad emocional.

La meditación muestra la intuición que hay en ti, la intuición que ha desaparecido por el materialismo del que hablábamos antes. Es hermoso sentir la intuición de cada uno, te ayuda a vivir teniendo la confianza en algo íntimo que hay en ti y que siempre te ayuda y puedes confiar en ello.

La meditación te ayuda a respetarte, a amarte, a quererte, a mostrarte amoroso contigo y con la existencia. Te enseña a perdonar, a eliminar rencor, a disminuir tu ira. La meditación te llena de alegría y dulzura.

En el silencio se oye un sentir, se oye que palpita un corazón.

Ahí va un galimatías: supongo que yo creo que soy, y me pongo a meditar, pero lo que veo que soy, son trozos de lo que soy, y sigo meditando y me doy cuenta que no soy lo que creía que era, sino que soy lo que quería mi vecino que fuera o lo que he ido siendo por inercia y entonces surge lo que soy o lo que yo creía que era, pero en el camino desecho lo que era, al final estoy hecho un lío: ¿era, soy o seré ?(y encima la culpa la tiene el vecino). Y además esto de sentarme ¿no era para no comerme el coco?

Bien, fuera de bromas, la meditación sólo consiste en sentarte, así que descubre lo que eres y no esperes nada.

Norah jones-"What Am I To You?"




Artículos más visitados

Amigos del Blog

Traslate